Exámenes oficiales de inglés: equivalencia de niveles

2 de julio de 2020

Exámenes oficiales de inglés, equivalencia de niveles

Realizar los exámenes oficiales de inglés permite saber el punto exacto de la evolución que se ha logrado en el conocimiento del idioma, y qué se debe mejorar. Además, muchas ofertas de empleo y oportunidades de estudio en el país exigen tener cierto nivel del idioma. Y si se piensa en trabajar o estudiar en el extranjero la exigencia es mayor.

La única forma de certificar el nivel de idioma que se tiene es con una acreditación; pero cuando se solicita un nivel de idioma mínimo se dificulta por lo general saber el nivel en que se está y que acredita el título que se tiene, ya que existen varios certificados de los exámenes oficiales de inglés.

Índice

    Pruebas de inglés para puestos de trabajo o estudios

    Las pruebas más comunes que se piden para certificar el nivel de inglés cuando se está optando por un trabajo, para realizar estudios e incluso solicitar una beca, son:

    • IELTS – International English Language Testing System: Este examen presenta dos tipos de modalidades, una orientada únicamente a la parte laboral y otra dirigida a la parte académica. Con este examen se acredita el nivel de inglés británico que se tiene. Se encuentra estructurado en 4 pruebas, una prueba de comprensión auditiva, prueba de lectura, de escritura y expresión oral. La puntuación máxima que se puede obtener es de 9.0, lo que equivaldría a un C2. La prueba está organizada por la Universidad de Cambridge, el British Council e IDP Education Australia. Es el examen que se debe realizar si se tiene pensado estudiar en una universidad australiana, británica, neozelandesa o en otra universidad ubicada en cualquier otra parte del mundo que lo acepte. Muchas universidades americanas, que históricamente siempre han preferido el TOEFL, también lo aceptan. Al igual que el TOEFL, tiene una validez de dos años. También está siendo usado como una herramienta de selección de personal por algunas empresas, aunque aún no es muy frecuente.
    • TOEFL – Test of English as Foreign Language: Este es un examen oficial dirigido exclusivamente al ámbito académico, solicitado básicamente para poder realizar estudios en los Estados Unidos. Está formado también con las mismas pruebas que el IELTS, sumando cada una un máximo de 30 puntos. Es un examen que no se suspende, ya que lo que busca es acreditar el conocimiento del idioma de una forma objetiva. El puntaje va de 0 a 120 puntos. Se obtiene un certificado de tipo temporal, con dos años de duración. Existen tres tipos de formato de exámenes TOEFL, que dependen de donde se realice la prueba:
    1. TOEFL IBT (Internet Based TOEFL), que se lleva a cabo a través del ordenador por Internet, desde un centro examinador que se encuentre debidamente acreditado. La mayoría de las pruebas son realizadas en este formato. La puntuación máxima que se puede obtener son 120 puntos.

    2. TOEFL PBT, que se presenta bajo la forma de examen tradicional, realizado en papel. Se ofrece seis veces al año en centros donde no se lleva a cabo la prueba por Internet. Se prevé que este examen sea eliminado de forma progresiva. La puntuación máxima que se puede obtener es de 677 puntos.

    3. TOEFL, se realiza a través del ordenador (Computer based TOEFL) y se lleva a cabo en un ordenador con un CD. Se realiza muy poco por qué ha sido sustituido poco a poco por el TOEFL IBT.

    • TOEIC – Test of English for International Communication: Esta prueba se orienta únicamente hacia el ámbito laboral, dirigida especialmente para aquellas personas que quieren trabajar en Estados Unidos. Son 200 preguntas tipo test en las que se valora el grado de comprensión lectora y auditiva. También es un examen que no tiene como finalidad suspender, estando el puntaje entre 10 y 990. Esta acreditación tiene un tiempo de duración de 2 años. 
    • Exámenes de la Universidad de Cambridge: Estos exámenes son válidos internacionalmente, siendo requeridos por una gran cantidad de instituciones educativas y empresariales, además de que una vez obtenidos son válidos de por vida. Se consigue el título si se superan unos requisitos mínimos y no enfocan en un solo nivel, sino que son evaluados los conocimientos del idioma desde lo más básico hasta el más avanzado. Los niveles que más se solicitan son B2, C1 y C2.

    Equivalencia de nivel de inglés de exámenes oficiales

    Exámenes oficiales de inglés, equivalencia de niveles

    La equivalencia de niveles de inglés se encuentran enmarcadas dentro del Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas (MCERL). Este marco cuenta con 6 equivalencias de inglés y  evalúan los diferentes componentes de gramática, vocabulario, lectura y pronunciación, para poder determinar el nivel de inglés de quién lo solicita.

    Existen tres niveles de inglés, que a su vez tienen subniveles: A (A1, A2), B (B1, B2) y C (C1, C2). Cada letra tiene su significado: A significa Beginner; B es Intermediate y C nivel bilingüe; o lo que es lo mismo, usuario básico, usuario medio y usuario competente.

    Los números que acompañan a las letras (1 y 2) hacen referencia al nivel que se tiene dentro de ese grupo, de forma creciente, de menor a mayor a nivel, tanto en la letra como en el número:

    • A1 = nivel principiante

    • A2 = nivel elemental

    • B1 = nivel intermedio

    • B2 = nivel intermedio alto

    • C1 = nivel avanzado

    • C2 = bilingüe

    Usuario Básico

    La letra A hace referencia al nivel básico del idioma, lo que significa que la persona se puede comunicar en inglés en situaciones del día a día, usando expresiones básicas y cuenta con un vocabulario elemental. Las diferencias entres los dos subniveles son:

    • A1, nivel principiante: La persona requiere que el interlocutor hable despacio y claramente. La persona puede presentarse y proporcionar datos elementales sobre sí mismo, como por ejemplo su dirección, nombre, datos familiares, sin tener ningún problema. Además puede solicitar la misma información, también puede satisfacer necesidades inmediatas.

    • A2, nivel elemental: La persona cuenta con las mismas habilidades que en el nivel anterior, pero puede proporcionar datos extras durante el transcurso de la conversación con su interlocutor, como por ejemplo, lugares, realizar una compra, dar detalles sobre el entorno, hablar del pasado, entre otros.

    Para obtener los certificados que acrediten cada uno de estos niveles se deben realizar las siguientes pruebas:

    Nivel A1:

    • Exámenes Cambridge: Pre A1 Starters, Movers, Bulats, con puntuación de 0 a 20.

    • Exámenes Trinity: de 1 a 2 puntos.

    • Test Aptis, realizado por el British Council.

    Nivel A2:

    • Exámenes Cambridge: Flyers, Key (KET), Bulats (21 a 39 puntos); ILTS, 3,5 puntos.

    • Exámenes Trinity: de 3 a 4 puntos.

    • TOEFL (iBT): de 0 a 56 puntos.

    • Test Aptis, realizado por el British Council.

    Usuario Intermedio

    El nivel de inglés B se refiere a la persona que se encuentra en un nivel intermedio en el uso del idioma. Se puede comunicar sin ningún esfuerzo con personas nativas, con una buena fluidez. También puede comunicarse en forma escrita.

    El nivel B1 es un nivel intermedio de manejo del idioma, mientras que el B2 equivale a un Upper, Firts Certificate de Cambridge. La persona que cuenta con el nivel B1 puede entender un texto y extraer cúales son las ideas principales que se plantean. Una persona con este nivel de inglés puede desenvolverse en situaciones cotidianas durante viajes al el extranjero, en donde pueda prácticar el idioma. Además puede escribir sin dificultad textos sobre temas que sean de su interés. Puede narrar y describir experiencias personales, dar opiniones, narrar acontecimientos, expresar deseos y, en términos generales, puede hablar de sí misma en una forma no superficial.

    Las competencias de una persona con un nivel B2 del idioma se refieren a que ya  puede entender textos de más complejidad, de temas concreto o abstractos, incluyendo temas de carácter técnico, siempre y cuando sea del área de su especialización. Puede extraer de estos textos la idea principal sin problema.

    En relación con la parte oral, en el nivel B2 la persona se puede comunicar de forma más natural con hablantes nativos, contando con la fluidez suficiente para hacerse entender, por lo que la comunicación se lleva a cabo sin ningún tipo de esfuerzo.

    Puede escribir textos de diferentes temas, brindando detalles precisos. También puede defender su punto de vista sobre temas generales, indicando diferentes alternativas y señalar ventajas y desventajas.

    Los exámenes para obtener los certificados que acrediten estos niveles son:

    Nivel B1:

    • Exámenes Cambridge: Preliminary (PET), Bussines Preliminary (BEC), Bulats (40 a 59 puntos), IELTS (4 a 5 puntos).

    • Exámenes Trinity: de 5 a 6 puntos.

    • TOEFL (iBT): de 57 a 86 puntos.

    • TOIEC: de 550 a 780 puntos.

    • Test Aptis, realizado por el British Council.

    Nivel B2:

    • Exámenes Cambridge: First (FCE), Bussines Vantage (BEC), Legal (ILEC), Bulats (60 a 74 puntos), IELTS (5,5 a 6,5 puntos).

    • Exámenes Trinity: de 7 a 8 puntos.

    • TOEFL (iBT): de 87 a 109 puntos.

    • TOIEC: de 785 a 940 puntos.

    • Test Aptis, realizado por el British Council.

    Usuario Competente

    Los niveles de inglés del grupo C se refieren a personas que tiene competencias en el uso del idioma que le permiten poder realizar una comunicación de más complejidad. El nivel C1 es un nivel avanzado, en el que la persona  puede comprender una gran variedad de textos, escritos y oídos. Puede comunicarse sin ningún esfuerzo de forma oral y escrita, ya que existen personas que hablan bien, pero no pueden escribir de forma correcta y viceversa, pero una persona en este nivel domina ambas competencias. En definitiva, puede usar el idioma correctamente en el aspecto social, económico y en el profesional.

    La persona que cuenta con un nivel C2 ha alcanzado la comprensión del idioma en todos los aspectos, hablado y escrito, pudiendo captar y dar todos los matices que puede tener una conversación o un texto. Puede entender las noticias y argumentar sin ninguna dificultad. Puede hablar de sí mismo de forma espontánea y precisa, dándose a entender sin problemas.

    Para acreditar los niveles C1 y C2 se deben superar los siguientes exámenes:

    Nivel C1:

    • Exámenes Cambridge: Advance (CAE), Bussines Higher (BEC), Legal (ILEC), Bulats (75 a Nivel 89 puntos), IELTS (7 a 8 puntos).

    • Exámenes Trinity: de 9 a 10 puntos.

    • TOELF (iBT): de 110 a 120 puntos.

    • TOIEC: de 945 a 990 puntos.

    • Test Aptis, realizado por el British Council.

    Nivel B2:

    • Exámenes Cambridge: English Proficiency (CPE), Bussines Vantage (BEC), Legal (ILEC), Bulats (90 a 94+ puntos), IELTS (8,5 a 9 puntos).

    • Exámenes Trinity: de 11 a 12 puntos.

    • TOELF (iBT): de 110 a 120 puntos.

    • Test Aptis, realizado por el British Council.

    Nivel de Inglés ESO – Secundaria

    Teóricamente, el nivel de inglés de la ESO es similar a los niveles KET y PET de Cambridge, debido a que contempla como nivel inicial el A2 en primero de Eso y termina el periodo con un nivel B1 en cuarto de ESO. Hay que resaltar que el nivel de inglés en la ESO no toma en cuenta la interacción de los alumnos, dándole más peso a la estructura y composición del idioma, por lo que es normal terminar el 4º de ESO con la sensación de no haber realizado ningún avance con el idioma.

    El nivel de inglés de la ESO permite que los alumnos puedan reconocer frases y escribirlas con cierta corrección, pero no le proporciona recursos para poder enfrentar situaciones cotidianas, y mucho menos habilidades para mantener una conversación, que se encuentren al mismo nivel de equivalencia del First Certificate de Cambridge, ubicándose a un nivel inferior al PET.

    Nivel de inglés de Bachillerato

    Si el ESO no proporciona al alumno la capacidad de mantener una conversación en inglés, el nivel de inglés con el que se termina el bachillerato tampoco cubre las expectativas en cuanto a manejo del idioma.

    El nivel de inglés de Bachillerato debería ser por lo menos un B2, más cercano a la equivalencia de un First Certificate de Cambridge, pero las evaluaciones realizadas demuestran que el nivel real de dominio del idioma que se alcanza en esta etapa es un B1+.

    Esta diferencias de competencias y habilidades, que se hace más evidente cuando se comparan las equivalencias de niveles entre ESO y Bachillerato y otros indicadores como Cambridge o Bulats, crea un estado de frustración entre los estudiantes del país, cuando se dan cuenta de que el nivel de inglés adquirido en Bachillerato no los preparó ni para el mundo laboral ni para el universitario, no llegando ni al nivel necesario de una convalidación, lo que hace necesario que amplíen sus necesidades y conocimientos del idioma a través de cursos u otros medios.

    Equivalencia de niveles de inglés de la Escuela Oficial de Idiomas (EOI)

    Los títulos que otorga la Escuela Oficial de Idiomas se encuentran avalados por el Ministerio de Educación y cubren los 4 niveles tradicionales, aunque su equivalencia de niveles no coincide en su totalidad con la de Cambridge. En los dos primeros cursos se cubre el nivel básico (A1 y A2), el nivel intermedio (B1) del tercer curso hasta completar el ciclo con el nivel intermedio alto (B2) en los dos últimos cursos, que la Escuela Oficial de Idiomas califica como Advance.

    Consejos para obtener un certificado de nivel de inglés

    Este es el nivel de inglés que se solicita con más frecuencia, tanto en ámbito laboral como estudiantil pero se pueden seguir algunas recomendaciones para superar la prueba y obtener la acreditación:

    • Es más facil conseguir superar la prueba si se cuenta con la guía de un profesor de inglés, con el que se pueda establecer una meta y diseñar la estrategia apropiada para alcanzarla, y sobre todo, que se pueda personalizar la enseñanza.

    • Es bueno conocer cómo es el examen, en cuántas partes se divide y cómo se encuentra estructurado, al igual que el tiempo con el que se cuenta para resolverlo, por lo que se recomienda buscar y consultar pruebas anteriores para ir ensayando.

    • Prácticar la parte oral con personas del entorno con las que se pueda mantener una comunicación en inglés. Aprende frases nuevas y aumentar el vocabulario es importante para poder superar el examen.

    • Hay que prestar atención a las partes del examen en donde se obtiene la nota más baja. Comenzar practicando la parte de lectura y continuar después con la escritura. Se puede leer un texto y escribir las ideas principales más una conclusión de lo que se ha leído, en un párrafo de unas siete frases, que tengan la puntuación correspondiente y la estructura gramatical correcta.

    Preguntas frecuentes antes de certificar el nivel de inglés

    • ¿Para qué sirve un certificado de nivel de inglés?: Sirve para demostrar de forma objetiva el nivel de inglés que se tiene, siendo importante sobre todo en el ámbito académico y laboral. En líneas generales las certificaciones se exigen en procesos importantes, como para obtener una beca o una promoción.
    • ¿Vale la pena una certificación solo para mejorar el currículum?: La gran mayoría de las ofertas de trabajo exigen el dominio de un idioma extranjero y casi el 100% del idioma que se exige es el inglés. No es lo mismo colocar que se tiene un nivel medio de inglés, que poderlo acreditar con certificaciones un B2 de la Universidad de Cambridge o de Oxford.
    • ¿Qué significa que un certificado de inglés sea oficial?: Significa que la institución que lo emitió es una institución externa, independiente y que se rige por los reglamentos y normas que aseguran que cumple los lineamientos del Marco Común Europeo.
    • ¿Hay que prepararse para presentar estas pruebas?: El nivel de preparación es diferente según los objetivos y el tipo de certificado que se desee conseguir. Siempre es una buena recomendación conocer cúal es la estructura del examen, qué partes tiene, el orden, el tipo de preguntas que se incluyen; ya que muchas personas obtienen una baja calificación por no entender la prueba. 

    También se recomienda aprender gestionar el tiempo de respuesta y prácticar una escritura legible y por supuesto, tener el nivel en el cual se va a presentar, ya que si apenas se entiende un texto no se va a presentar un B2, por ejemplo.

    Dependiendo de lo que se quiera obtener, una certificación del nivel de inglés para fines educativos o laborales, será más recomendable una prueba que otra. Si lo que se busca es obtener una certificación de inglés para mejorar las competencias o para darle un valor añadido al currículum, hay que elegir la certificación que mejor se adapte a las expectativas y necesidades, ya sea por el certificado que se obtiene, o por la forma como se desarrolla la prueba.

    En el caso de que se necesite una certificación de nivel de inglés para acceder a unos estudios u optar por una beca, hay que informarse en el centro de estudios sobre cúales son las pruebas reconocidas por ellos. Si el certificado de nivel de inglés se necesita para acceder a un trabajo, es necesario informarse sobre las acreditaciones de inglés que reconoce la empresa en la se quiere trabajar, y a cuáles le dan mayor valor, ya que no suelen considerarse todas por igual, generalmente las empresas e instituciones educativas proporcionan el listado de certificaciones que reconocen.

    No existe una prueba mejor que otra. Simplemente son diferentes y responden a diferentes finalidades. Todas las pruebas son oficiales y válidas, pero en función de la institución educativa o la empresa se tienen más en cuenta unas que otras. El inglés es un idioma que abre puertas en todos los niveles, así que si no se domina ya es el momento de comenzar a formarse para no quedar rezagado en el campo educativo y profesional.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir