¿Cuáles son las Comunidades Autónomas con más empleo?

1 de abril de 2021

Comunidades Autónomas con más empleo

La oferta de empleo en España se caracteriza por presentar un alto grado de concentración de esta en las dos comunidades autónomas que cuentan con un mayor desarrollo industrial y empresarial: Madrid y Catalunya, seguidas de Andalucía, siendo una condición con tendencia a ir en aumento. Más del 50 % de las ofertas de trabajo se concentran en estas dos comunidades, lo que demuestra que existe cierto debilitamiento en la capacidad de generar empleos en el resto de las comunidades.

Mucha gente aprovecha estas circunstancias para emplearse, pero una gran mayoría se queda por fuera, debido más que todo, a los problemas inherentes a la movilidad. Madrid y Catalunya siguen siendo la referencia nacional no solo en generación de empleo, sino también en otros indicadores.

Índice

    Comunidades autónomas con más empleo

    Madrid, Catalunya y Andalucía son las comunidades autónomas en donde se concentran más las ofertas laborales y generación de empleo en el país, sin embargo, Madrid se destaca por haber generado ofertas de empleo con los sueldos más elevados, duplicando los sueldos que se ofrecen en Catalunya, y por lo tanto en otras regiones del país.

    Las ofertas de empleo se concentran no solamente en las comunidades autónomas de Madrid y Catalunya, sino que dentro de estas también se concentra la oferta laboral en determinadas provincias, como Barcelona que concentra casi el 90 % de las ofertas en Catalunya.

    Los datos por comunidades demuestran que casi todas registraron el año pasado un aumento en la creación de empleo, aunque las que más generaron empleo son la Comunidad de Madrid (+138.900), Catalunya (+87.000) y Andalucía (+45.800). Los territorios que por el contrario han perdido ocupación son Castilla-La Mancha (-5.900), Extremadura (-200) y Melilla (-2.800) y se teme que esta pérdida de ocupación se siga acentuando progresivamente.

    En el caso del paro, se pudo apreciar una disminución anual en Cataluña (-45.600), la Comunidad de Madrid (–43.800) y Canarias (–10.800). El desempleo subió de forma alarmante en siete comunidades, siendo las ciudades autónomas donde más aumentó, en Cantabria (+4.900), Castilla-La Mancha (+3.700) y Murcia (+3.500).

    Madrid es la comunidad con mayor empleabilidad

    La Comunidad Autónoma de Madrid además de ser la región que más empleo creó en el último año, es también en donde el volumen total de ocupados marca un nuevo récord, con un total de 3,17 millones. Madrid ha generado el 35% del empleo que se registró en toda España el pasado año y, en lugar de detenerse, ha ido en aumento, con casi 30.000 puestos adicionales en comparación con el 2.018, cuando el número de ocupados tuvo un aumento en 108.600 trabajadores (+3,7%).

    El paro se sitúa por debajo del 10% por primera vez desde el tercer trimestre de 2008. Además, Madrid también presenta la mayor tasa de actividad entre toda las comunidades autónomas, con un 63,4%, unos 4,7 puntos por encima del promedio nacional.

    Empleo por sectores en las comunidades autónomas

    Empleo por sectores en las comunidades autónomas

    Un estudio realizado a principios del año pasado dio a conocer cuáles eran los sectores que se convertirían en propulsores del mercado laboral en España hasta finalizar el año, y en cuáles comunidades autónomas se iba a reflejar este aumento del empleo. El turismo, la alimentación, el sector automotor y la logística fueron los sectores que dinamizaron la generación de empleo al igual que las nuevas tecnologías.

    Turismo

    La generación de puestos de empleo en el país ha estado durante varios años estrechamente vinculada al sector turístico, situándose como una de las bases fundamentales en la que se apoya la economía nacional. Esto no es difícil de corroborar, ya que los datos que fueron publicados el año pasado por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo señalaron un nuevo récord de turistas internacionales que eligieron el país como destino turístico, con más de 82 millones de viajeros.

    Debido a esto, todas las áreas que se relacionan de una u otra forma con el sector del turismo, como son la hostelería y la restauración, fueron las que impulsaron la generación de nuevos empleos. Los perfiles de los trabajadores del sector turismo que tuvieron más demanda fueron los camareros, los camareros de piso, cocineros, ayudantes de cocina y trabajadores de actividades de recreación de ocio y entretenimiento, principalmente.

    Todas las actividades que se derivan de la actividad turística tienden a generar nuevas oportunidades laborales en todas las comunidades autónomas, aquellas que cuentan con mejores oportunidades de crecimiento en la oferta laboral son los dos archipiélagos, Baleares y Canarias, Catalunya, Andalucía, Madrid y la Comunidad Valenciana.

    El sector alimentación

    Si se considera que el turismo es una de las bases sobre las cuales se apoya el mercado laboral del país, otra de las bases primordiales es el sector de la alimentación, un campo que está ganando importancia como fuente generadora de empleo en los últimos años y en el que las exportaciones de productos que se originan de la actividad productiva del sector están creciendo.

    Según los datos que ha aportado la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB), el sector industrial de alimentación y bebidas proporciona empleo a más de medio millón de personas de manera directa, con un volumen de facturación hasta el año pasado superior a los 100.000 millones de euros.

    Durante el pasado año, el sector agroalimentario fue el principal impulsor de la generación de empleo en siete comunidades autónomas, como fueron Castilla-La Mancha, Castilla y León, Cantabria, Extremadura, Galicia, La Rioja y Murcia. Además, este sector aumentó su influencia en el mercado laboral regional de Andalucía, Aragón y Comunidad Valenciana.

    El aumento sostenido de las exportaciones sumado a la necesidad de buscar nuevas oportunidades de comercialización a nivel internacional, debido a la posibilidad de desaceleración del consumo interno ha llevado a que las empresas del sector se interesen en candidatos que tengan perfiles con formación en el área de comercio exterior, administración y dirección de empresas (ADE), publicidad o marketing.

    Y como sucede en otros sectores, la automatización de los procesos de producción, tanto en la agricultura como en el procesado y fabricación de alimentos de los productos agrícolas, ha provocado una demanda de profesionales con competencias en el área tecnológica, tanto para empleados para puestos de bases como para los perfiles de empleados intermedios y directivos.

    Logística

    Con el surgimiento de nuevos hábitos entre los consumidores, está modificándose también el mercado laboral. Con el auge del comercio electrónico aumentan las oportunidades de empleo en el sector logístico, lo que hace que aumenten las posibilidades profesionales de empleo para perfiles de empaquetadores, carretilleros, mozos de almacén o transportistas, entre otros trabajos relacionados con la logística.

    La demanda de estos perfiles aumentará en determinadas ocasiones, como por ejemplo, en fechas y temporadas especiales como Semana Santa o en verano. Al registrarse un aumento del comercio electrónico, también se incrementa de forma proporcional la necesidad de trabajadores que se desempeñen como teleoperadores y profesionales de atención al cliente. Las comunidades autónomas de Canarias, Castilla-La Mancha, Islas Baleares y Murcia es donde el sector logístico será el que impulse la contratación, contribuyendo así a la generación de empleo.

    Automoción

    es otra de las industrias que se mantiene como uno de los principales generadores de movimiento en el mercado laboral. Las perspectivas de crecimiento de la industria siguen siendo positivas, y esto afecta favorablemente el mercado laboral. Este sector industrial es considerado como uno de los pilares fundamentales en la generación de empleo en las diferentes regiones en las que hay instaladas fábricas de coches o de industria derivadas de esta.

    Teniendo en cuenta esto, las comunidades autónomas de Aragón, Cataluña, Galicia, Navarra y la Comunidad Valenciana son las regiones en donde este sector tendrá una mayor influencia en la generación de empleo, ya sea por las empresas extranjeras que fabrican diversos modelos de sus coches en estas comunidades, o por la fabricación de componentes y piezas, entre de las industrias relacionadas. Este es el motivo por el que en estas comunidades existe una alta demanda de perfiles profesionales como ingenieros, operarios de producción, profesionales de verificación y de control de calidad o trabajadores especializados como plegadores o soldadores, entre otros perfiles.

    Construcción

    El sector de  la construcción mantiene su tendencia a crecer, generando puestos de trabajo para 1,28 millones de personas, estableciendo una cifra una cifra que no se veía en España desde el año 2.011. Este crecimiento del empleo en el sector de la construcción como el registrado en el último año no se tenía antes, en términos absolutos, desde que comenzó la crisis en el año 2.008. Este crecimiento se refleja con mayor intensidad en algunas comunidades más que en otras.

    Desde los tres primeros meses de 2.018, el empleo en el sector de la construcción ha aumentado en 129.500 trabajadores, un 11,25%. Las comunidades autónomas de Madrid, Comunidad Valenciana y Andalucía son quienes lideran ese incremento mientras que Catalunya, Galicia, Navarra y Castilla y León son las únicas regiones que pierden puestos de trabajo dedicados a la construcción.

    Generación de empleo en el sector de nuevas tecnologías

    La generación de empleo en el sector de las nuevas tecnologías lo lidera también la Comunidad de Madrid con el 38,3% de los puestos de trabajo que se ofertan en todo el país, seguida de Catalunya (24,5%). Por detrás de estas dos comunidades autónomas se encuentra Andalucía, que aglutina el 10,2% del total. Y en cuarto lugar pero muy alejadas de estas cifras se sitúan la Comunidad Valenciana, con el 6%, País Vasco, con el 5,7%, Castilla y León, con el 3,3%, y Galicia, con el 2,5%.

    Por debajo también del 2%, además de Aragón, se encuentran Baleares (1,4%), Castilla-La Mancha (1,3%), Asturias (1,2%) y Región de Murcia (1,2%).

    Y en los últimos puestos de las comunidades que menos ofertas de empleo generan en el sector TIC aparecen, por orden, La Rioja, con un 0,2% del total nacional, Navarra, con un 0,5%, Cantabria, con un 0,7%, y Extremadura y Canarias, con un 0,9%, cada una de ellas.

    Competencias profesionales más demandadas

    Es muy difícil proporcionar una patrón concreto en la búsqueda de profesionales por la gran cantidad de sectores, las empresas por lo general se orientan en solicitar una serie de requisitos que son especialmente valorados a la hora de incorporar nuevos trabajadores. La experiencia previa que facilite una rápida adaptación al puesto de trabajo, el estar orientado al cliente, el manejo de nuevas tecnologías y el de idiomas, especialmente el inglés, se los factores más valorados por las empresas en el momento de realizar la selección de personal.

    El aumento del turismo internacional, impulsado por la creciente oferta turística y de ocio del país, ha generado una necesidad de perfiles con conocimientos de idiomas para hostelería, restauración o comercio en las diferentes comunidades autónomas en donde este sector es líder en la generación de empleo. En este sentido, el inglés se posiciona como un requisito indispensable para muchos puestos, también en diversas industrias, sobre todo en aquellas con necesidades de exportación.

    Otra de las competencias solicitadas son los conocimientos o el manejo de herramientas tecnológicas, que se han convertido en los últimos años en una necesidad determinante a la hora de incorporar determinados perfiles, independientemente del sector empresarial. La tecnología se ha introducido en todas las áreas de las empresas y la digitalización está motivando que la demanda de profesionales sea, en ocasiones, superior a la oferta en algunos sectores, surgiendo así nuevas oportunidades laborales.

    Comunidades autónomas y el empleo de inmigrantes

    Empleo inmigrantes

    La incorporación de los inmigrantes en las nuevas ofertas de empleo que se generan en España, se encuentran con una importante tasa de dispersión regional. Mientras que en tres comunidades autónomas la contratación de extranjeros procedentes de la Unión Europea creció a niveles que superaron el 6% (Canarias, Cataluña y Murcia), en Castilla y León, Castilla-La Mancha, Extremadura y La Rioja, el crecimiento no llega al 3%. En Aragón, incluso, descendió en un 3,1%. Catalunya, en todo caso, con casi 606.000 inmigrantes, es la región del país con más extranjeros en términos absolutos. En 13 de las 17 comunidades autónomas, la nacionalidad más numerosa es la rumana.

    Aumento del empleo en el país

    Según los datos que se han obtenido de encuestas realizadas durante los últimos tres meses del 2019, se llegó a pensar que no se iba a presentar una mejora en el panorama laboral, debido sobre todo a la desaceleración económica que afecta a España y al resto mundo en los últimos meses, pero a pesar de todo, los datos resultaron mucho mejor de lo que se esperaba, frenando la desaceleración que se había podido apreciar en el mercado laboral, en todas las comunidades autónomas.

    Las cifras que se han obtenido reflejan que en el cuarto trimestre del año, el empleo aumentó en 92.600 personas y el paro retrocedió en 22.500 personas, lo que deja el total de ocupados en todo el país de 19.966.900, siendo el total de desempleados de 3.191.900 y la tasa de paro de 13,78%, siendo estas las mejores cifras que se han obtenido en los tres casos desde el 2.008.

    Otros datos de empleo

    El seguimiento que se realiza a los datos que se obtienen de los estudios que se realizan de forma anual indican que, del total de trabajadores que reciben un sueldo, han aumentado en relación con el 2.018, los indefinidos (+414.200), mientras que los trabajadores que se desempeñan como temporales bajaron (-21.600).

    Estos datos dejan la tasa de trabajadores temporales en un 26,1%, cifra que representa un total de siete décimas menos que las presentadas a finales del año pasado. En lo que se refiere a la contratación a tiempo parcial, también se pudo observar que presentó un retroceso en su peso relativo en comparación con el resultado obtenido a finales del 2.018, en este caso porque el índice de subida de los contratos realizados a tiempo completo (+352.300, 2,1% de subida), superó al de la jornada parcial (+50.100, +1,7%).

    La tasa de trabajadores parciales en todas las comunidades autónomas se redujo en cinco centésimas en un año, hasta el 14,75%: hay casi tres millones de trabajadores que se encuentran en esta jornada, de los cuales un millón y medio, que representa un 51%, lo está porque no ha podido encontrar un trabajo a jornada completa.

    Todos los avances se presentaron en el empleo durante el 2.019 tanto en el sector público como en el sector privado, pero con un aumento más marcado en este último: 2,2% de aumento, frente al 1,3% que se manifestó en el sector público. En el año pasado se pudieron sumar unos 42.300 nuevos trabajadores públicos (lo que representa un total de 3.253.300) y 360.000 nuevos empleados en el sector privado (para un total 16.713.600).

    Comunidades Autónomas que generan más empleo en el primer trimestre del año

    Madrid y Cataluña son las comunidades autónomas que generan más empleo, aún durante la crisis ocasionada por la pandemia, donde el 60 % de las vacantes han sido ocupadas. Madrid ha generado el 31 % de los empleos que se han publicado en los portales de empleo de todo el país y Cataluña el 29 %.

    Detrás de estas comunidades autónomas se sitúan Andalucía, con un 9 % de las ofertas de empleo; Valencia con un 6 % de plazas vacantes y Castillas León con un 4 %. Si se toma en cuenta la generación de empleos por ciudades, Madrid cuenta con el 44 % de las ofertas laborales; seguida de Barcelona con un 29 %; Valencia, 5 %; Sevilla, 4 % y Zaragoza con un 4 %.

    Si se compara la generación de empleos en todo el país con años anteriores, se puede observar que las vacantes han ido disminuyendo a medida que la pandemia avanzó. Pero a pesar de todo hay sectores productivos donde se sigue contratando personal, destacando entre todos estos sectores el de IT, Telecomunicaciones y el sector sanitario.

    Sectores con más ofertas de empleo a principios de año

    Sectores con más ofertas de empleo a principios de año

    El sector de sanidad y salud es uno de los sectores que ha experimentado un alza en la oferta de puestos de trabajo. Las ofertas de trabajo en este sector comenzaron a crecer exponencialmente a partir de las primeras semanas de confinamiento, pero sin embargo, con la mejora de la situación sanitaria, las ofertas de empleo comenzaron a descender.

    Debido al aumento de las compras por Internet, la ofertas de trabajo en el sector de compras, logística y almacén también aumentaron, al igual que las ofertas de empleo en las áreas de seguridad y vigilancia y personal de reparto. La mayoría de las ofertas laborales son bajo contratación temporal, tanto en el sector salud como en la parte de compras.

    A causa del aumento en el uso de las herramientas tecnológicas que se ha llevado cabo en los últimos meses de todas las actividades, se produjo también un aumento del requerimiento de personal con perfil IT, para hacer frente a procesos como adaptación de sistemas informáticos, seguridad, teletrabajo, entre otros empleos del sector.

    También ante la nueva situación se han originado nuevas ofertas de empleos en todas las comunidades autónomas que no existían antes del estado de alarma, como la búsqueda de monitores online para organizar y coordinar actividades lúdicas en línea, técnicos en peluquería, cuidados de personas mayores a domicilio y docentes bajo la modalidad online.

    La generación de empleo en todas las comunidades del país tendrán que adaptarse a las nuevas circunstancias globales en cuanto a empleo, ya que las condiciones no están dadas para un retorno a la normalidad habitual. El teletrabajo y otras formas de empleo tenderán a aumentar en la medida que las empresas sepan adaptarse a esta nueva realidad y que las autoridades nacionales y regionales estimulen y creen legislaciones que favorezcan esta nueva modalidad de trabajo.

    Madrid y Catalunya seguirán marcando la diferencia con el resto de las comunidades autónomas del país, pero se espera que con el cambio de estrategias que se deben producir, las demás comunidades logren ser fuentes de generación de empleo y revertir así la tendencia.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir